En ocasiones la falta de mantenimiento o problemas generales en equipos de línea blanca no se identifican de inmediato, por eso en Reparaciones Ibarra te compartimos algunos datos para cuidar de tu lavadora o refrigerador, incluso para saber cuándo es momento de llamar a nuestros técnicos, los mejores en Zapopan, Jalisco.

Iniciamos con los problemas principales de las lavadoras:

  • Cuando la lavadora no gira el problema puede estar presente en el programador, en el motor, o en la correa.
  • Daño en la ropa: Puede ser que el tambor de tu equipo gira de manera irregular, puede ser por un desequilibrio en el centrifugado.
  • No entra agua: Puede ser un problema a causa de una pieza llamada electroválvula que suele fallar por acumulaciones de cal.
  • No sale el agua: Puede ser un problema que se soluciona con limpiar el filtro, o se necesita sustituir la bomba de agua con los servicios de los técnicos.
  • No funciona ningún programa: es un problema por el programador, un sistema electromecánico que gestiona los procesos, en algunos casos debe necesariamente ser reprogramado o sustituirlo.

Por otra parte las fallas comunes en los refrigeradores son:

  • Cordón defectuoso y fusible quemado : en ambos casos es necesario cambiar la refacción o repararlo.
  • Bajo voltaje: Puede ser que el circuito se encuentre sobrecargado, es posible que necesites una línea aparte para la conexión del refrigerador.
  • Termostato descompuesto: Para saber si funciona realiza una prueba; instala el transformador automático y prueba nuevamente el termostato.
  • Juntas defectuosas: Suele ser ocasionado por forzar las juntas al abrir sin utilizar la manija, se pueden remplazar.
Para prevenir estos inconvenientes te recomendamos seguir los siguientes casos:

  • Abrir pocas veces la puerta del refrigerador: el contacto con el aire ambiente provoca un desequilibrio y hace que el motor trabaje más.
  • Utiliza la manija del refrigerador para abrir la puerta, con esto estarás cuidando y previniendo el desgaste de las juntas, que son las que ayudan al sellado correcto de la puerta
  • Mantén los alimentos del refrigerador en orden y en buen estado para que no se generen bacterias.